De vuelta a las raíces

Después de siete años, Liqui Moly da por concluido su compromiso con el Campeonato Mundial de Turismos (WTCC). En lugar de éste, el especialista alemán en aceites de motor y aditivos colaborará el año que viene con Volkswagen en la nueva serie de carreras deportivas TC3 desde su inicio. “De este modo volvemos a las raíces: una serie de carreras sólo con conductores privados, con las mismas oportunidades para todos los equipos”, en palabras de Peter Baumann, director de marketing en Liqui Moly.

Desde 2008 el Equipo Engstler de Liqui Moly compite por el título de campeón mundial de turismos. Este año Franz Engstler ha podido asegurarse antes de la última carrera el título de campeón mundial de los conductores privados. Un punto culminante, que marca también el final de nuestro compromiso. En el tiempo transcurrido los equipos oficiales han llegado a una posición dominante tal en el WTCC que el número de conductores privados, en claro descenso, no llega a niveles competitivos. “Éste es el motivo de nuestra retirada del WTCC”, sostiene Peter Baumann. “Pero no es el fin de nuestro compromiso con el automovilismo”.

Así lucirán los VW Golf de TC3 auspiciados por Liqui Moly.

Así lucirán los VW Golf de TC3 auspiciados por Liqui Moly.

En 2015 Liqui Moly estará en la parrilla de salida del campeonato “TC3 International Series”, recientemente bautizado. El ‘capitán’ de este nuevo campeonato de carreras es Marcello Lotti, que también fundó el WTCC (Campeonato Mundial de Turismos). El “TC3 International Series” es un campeonato de carreras reservado exclusivamente a pilotos particulares. En palabras de Baumann, “queremos competir en un certamen donde el factor principal sea la capacidad de los conductores”.

En los próximos meses el Equipo Engstler de Liqui Moly cambiará su BMW TC2 por tres Golf GTI. “Para nosotros”, comenta Baumann, “es importante como marca alemana tener a bordo como socio a un fabricante automovilístico alemán. El Equipo Engstler de Liqui Moly es uno de los ocho equipos fundadores de la nueva serie de carreras. Tres de estas carreras se celebrarán conjuntamente con carreras de Fórmula 1. “Esto muestra el nivel de exigencia de la nueva Serie TC3”, según Baumann.

También el piloto principal, Franz Engstler, espera con interés el TC3. “La posibilidad de de participar como equipo fundador en el nacimiento de una nueva prueba automovilística es algo muy especial. El nivel de rendimiento estátan apretado que las carreras prometen ser increíblemente disputadas. Me parece fantástico que Liqui Moly, nuestro socio durante muchos años, nos acompañe en esta nueva aventura.”

El nuevo formato deportivo incluye en total doce carreras en tres continentes. Ello facilita una presencia mediática a nivel mundial de Liqui Moly. El escenario principal de la temporada se sitúa en Asia. “Éste es un aspecto favorable, pues es allí donde prevemos un crecimiento fuerte para nuestro negocio”, comenta Baumann. Ciertamente, importa el éxito deportivo del Equipo Engstler de Liqui Moly. “Pero aún más importante son para nosotros las carreras como instrumento publicitario, para captar la atención del cliente y atraerlo hacia nuestra marca”.