Descapotable V6

Mercedes-Benz lanzó a la venta en la Argentina su roadster más deportivo. Tiene 367 caballos de potencia.

Mercedes-Benz informa que comercializa localmente el Mercedes-AMG SLC 43 en toda su red de concesionarios oficiales. El SLC de Mercedes-Benz es un roadster resultado de la combinación inédita de deportividad y confort que se traduce en máximo placer de conducción. El vehículo se destaca por ser líder tecnológico y de tendencias en su segmento.

El precio de lista de este nuevo vehículo, que se pide por encargo, alcanza los USD 127.500. Sin embargo, la marca de la estrella a través de su Red de Concesionarios oficiales ofrece un incentivo de USD 15.000 + IVA para todos aquellos clientes que quieran comprar el SLC 43 AMG hasta septiembre.

Posee vigorosas proporciones, con guardabarros de forma atlética; un paragolpes trasero con difusor negro y embellecedores de la salida de escape integrados señaliza las propiedades dinámicas del SLC. La parrilla del radiador posee efecto diamante en cromo. Su paragolpes cuenta con llamativas tomas de aire y superficie modelada dinámica. La rejilla de ventilación en el guardabarros delantero está basada en el legendario 300 SL con perfil en acabado cromado brillante. Su guardabarros se destaca por su forma atlética y grupos ópticos traseros de nuevo diseño.

El SLC se vende con una promoción con 15 mil dólares de descuento.

El diseño del interior aumenta en valor con sus cuidados detalles, que crean una impresión general de deportividad en el habitáculo. El volante deportivo se destaca por su zona de agarre ergonómico perforado. Su palanca selectora Direct Select en combinación con 9G-Tronic incluye grabado SLC y tecla M para cambiar a mano de relación. La sección superior de las puertas asume y prolonga lateralmente la forma del tablero de instrumentos.

El eje delantero y el eje trasero AMG, de desarrollo independiente y con apoyos específicos AMG para el motor y el diferencial trasero, están dimensionados para ofrecer una elevada aceleración transversal y reducir la tendencia al balanceo. Gestión del motor V6 de 3,0 litros modificada, con mayor presión de sobrealimentación. Equipo de frenos de alto rendimiento AMG. 9G-TRONIC con función de doble embrague al reducir, tiempos de reacción asombrosamente cortos en el modo Sport+.

El heredero del SLK, con motor turbo y una velocidad máxima limitada a 250 km/h.

También te puede interesar...