Familiar, compacto y veloz

La rural del Audi A3 ahora tiene una nueva versión deportiva. Tiene 400 caballos de potencia y tracción Quattro.

El nuevo Audi RS 3 Sportback completa la vanguardia deportiva de la marca Premium de Ingolstadt en el segmento compacto. Siguiendo al debut mundial del RS 3 Sedan en el Salón del Automóvil de París, el RS 3 Sportback se muestra listo para su introducción en el Salón Internacional del Automóvil de Ginebra. Con el motor cinco cilindros de producción más potente del mundo, un dinamismo excepcional y un aspecto aún más impactante, el deportivo compacto ofrece una experiencia emocional de conducción.

“El Audi RS 3 Sportback brinda a nuestros clientes un atractivo acceso al mundo RS,” afirma Stephan Winkelmann, CEO de Audi Sport GmbH. “Desde 2011, el modelo compacto deportivo ha resultado todo un éxito. Y con el nuevo motor de cinco cilindros, el Audi RS 3 Sportback se sitúa a la cabeza de su clase, continuando ese intenso historial.”

Detrás del impresionante nivel de prestaciones del Audi RS 3 Sportback está el motor de cinco cilindros de producción más potente del mundo. El 2.5 TFSI rinde 294 kW (400 CV) de potencia máxima, 24 kW (33 CV) más que el motor anterior, y resulta 26 kilogramos más ligero gracias a su bloque de aluminio, entre otras mejoras. Su par máximo de 480 Nm está disponible al bajo régimen de 1.700 rpm, y permanece constante hasta las 5.850 rpm. Así es como el RS 3 Sportback es capaz de esprintar de 0 a 100 km/h en 4,1 segundos. El efecto de este extraordinario poder de aceleración parece intensificarse con el inconfundible sonido del cinco cilindros, producido por el hecho de que su orden de encendido alterna cilindros adyacentes con los que están más separados. Opcionalmente, Audi aumentará la velocidad máxima de 250 km/h limitada electrónicamente hasta los 280 km/h.

El mismo motor del Audi TT RS se adoptó para el Sportback de cinco puertas.

Para una mejor preparación de la mezcla de aire y de combustible, el nuevo 2.5 TFSI emplea una inyección de gasolina doble, en el colector de admisión y directamente en las cámaras de combustión. En el lado de escape, el sistema Audi valvelift controla la duración de apertura de válvulas dependiendo del accionamiento del acelerador y del régimen de giro del motor, para lograr consumos moderados a carga baja o parcial, así como una respuesta más espontánea al acelerador y un alto nivel de potencia a plena carga. En el Nuevo Ciclo de Conducción Europeo (NEDC), el RS 3 Sportback homologa un consumo medio de 8,3 litros de combustible por cada 100 kilómetros, lo que equivale a 189 gramos de CO2 por kilómetro.

La transmisión S tronic de doble embrague con siete marchas y la tracción integral permanente quattro transfieren al asfalto la fuerza del motor de cinco cilindros. Y el embrague intermedio multidisco de accionamiento electrohidráulico distribuye el par motor de forma variable entre el eje delantero y trasero. Cuanto más deportiva sea la conducción, mayor porcentaje de par y más rápidamente pasará al eje trasero. La gestión del sistema quattro está integrada de serie en el sistema de conducción dinámica Audi drive select, como ocurre también con la dirección, el cambio S tronic, la gestión del motor, las mariposas regulables de escape y la suspensión deportiva opcional RS con control de amortiguación. Todos ellos son componentes que el conductor puede variar individualmente en su operación entre los tres modos: comfort, auto y dynamic. El comportamiento se perfecciona con el Control Electrónico de Estabilidad (ESC) con control selectivo de par rueda por rueda y el modo sport especialmente puesto a punto para el RS.

El resultado: un auto para la familia, que alcanza los 100 km/h en cuatro segundos.

Junto con la dirección progresiva, el eje trasero de cuatro brazos y el firme reglaje de la suspensión, rebajada 25 mm respecto al A3, el RS 3 Sportback combina un dinamismo fascinante con una estabilidad superior. Comparado con el Audi A3, la vía delantera del RS 3 Sportback es 20 milímetros más ancha, y los pasos de rueda se amplían en concordancia. De serie, el Audi RS 3 Sportback equipa con llantas de 48 cm (19 pulgadas) y neumáticos 235/35, así como discos de freno de 310 milímetros de diámetro. Alternativamente, los clientes pueden optar por los discos carbocerámicos en el eje delantero. En el eje posterior, se montan discos también de 310 milímetros.

En el exterior, el RS 3 Sportback resalta su fuerza con una llamativa parrilla Singleframe con rejilla tipo panal exclusiva de los modelos RS acabada en negro brillo, amplias entradas de aire y taloneras con un diseño más anguloso. El paragolpes rediseñado otorga al frontal un aspecto aún más ancho, formando en sus extremos estrechas aberturas verticales que mejoran la aerodinámica. Los faros LED con su característica firma lumínica son de serie, y Audi ofrece como opción los faros matrix LED. Atrás, el agresivo alerón RS en el borde del techo, el difusor inferior y las grandes salidas ovaladas de escape harán que el RS3 no pase desapercibido. El logo quattro en la base de la parrilla Singleframe constituye un toque complementario en la apariencia dinámica, como también el emblema RS 3 en la rejilla y en el portón trasero.

El Audi virtual cockpit de serie, enteramente digital proyecta todos los datos del sistema de infotainment. En el modo de visualización RS pasa el cuentavueltas al centro, ilustrando a los lados la información de par motor, fuerzas G y presión de los neumáticos. Cuando la transmisión está funcionando en modo manual, una graduación con fondo de color sugiere al conductor usar las levas junto al volante o la palanca de cambios para subir de marcha cuando se llega al régimen máximo de revoluciones.

Alcanza los 250 km/h. En opción, limitador liberado hasta 280 km/h.

El RS 3 Sportback está equipado de serie con asientos deportivos de napa fina. Los asientos RS con perfiles más envolventes y reposacabezas integrados para el conductor y ocupante delantero están disponibles como opción. Los emblemas RS van grabados en los dos tipos de asientos. El volante deportivo RS forrado en piel tiene forma plana en su zona inferior e incluye botones para operar el sistema de infotainment. El principal elemento de control es el pulsador rotativo de la consola central. Su parte superior integra una superficie táctil que permite al usuario desplazarse por los menús, hacer zoom o escribir textos. También incluye un dispositivo que automáticamente completa el texto iniciado en cuanto se escriben las primeras letras. El control por voz puede procesar preguntas del usuario y órdenes dadas en lenguaje corriente.

Cuando se trata de infotainment, el RS 3 Sportback resulta extremadamente versátil. Un módulo 4G trae a bordo los servicios Audi connect, incluyendo navegación con Google Earth y Google Street View, así como información de precios de combustibles, de la climatología, viaje o tráfico. La app Audi MMI connect permite a los usuarios transferir los calendarios de sus smartphones al sistema MMI. Los conductores pueden también enviar destinos de Google Maps y destinos especiales al sistema de navegación, así como disfrutar de música en streaming de Internet. Apple Car Play y Android Auto pueden utilizarse para aportar instantáneamente apps seleccionadas a la pantalla a bordo, para necesidades de telefonía, navegación o música. Además, el sistema de navegación incluye un punto de acceso Wi-Fi que permite a los ocupantes conectar sus dispositivos móviles a Internet.