“Protegemos a nuestros clientes”

Petrolera del Sur tiene más de 20 años en el mercado, ¿cómo surgió la idea de formular y comercializar lubricantes con la firma Tower Oil?

-En aquel entonces distribuíamos lubricantes DAPSA, que también proveía bases de YPF, de ese modo comenzamos a formular diferentes productos de lubricantes automotor, incluso para algunos que hoy son nuestra competencia.

Gina y Franchesa Valenti, socias gerentes de Petrolera Sur. Gina y Franchesa Valenti, socias gerentes de Petrolera Sur.

Gina y Franchesa Valenti, socias gerentes de Petrolera Sur.

-¿Cuáles fueron las dificultades del comienzo y cuales fueron las claves para empezar a ganar mercado?

-Las dificultades primeras fueron hacernos conocer para mostrar que éramos una marca seria que respeta las normas de aditivación correspondientes, siempre trabajando con bases únicamente YPF o Shell y aditivos importados. Gracias a esto, nuestro mejor amigo fue el boca a boca porque una vez que realizan la primer operación, comprueban que se conjugan, calidad, precio y atención logrando así la satisfacción y fidelidad de los clientes y por ende recomendación de estos, que es lo más importante. El mercado de los lubricantes es un mercado con precios muy fluctuantes, por lo que siempre tratamos de proteger a nuestros clientes avisándoles con cierta anticipación, para que puedan considerarlo en sus costos y cuando son muy importantes los aplicamos en partes, aunque esto nos implique una menor rentabilidad en el momento, nos proporciona un beneficio mayor a futuro, siempre teniendo en cuenta que lo más importante son ellos. Tenemos trato personalizado, conocemos a los clientes por su nombre, no son un número. Cada cliente, desde el más chico hasta el más grande son importantes, con esto quiero decir que tenemos diálogo con ellos, dándoles el tiempo y el respeto que merecen. Con el tiempo esta forma de proceder nos ha beneficiado y distinguido ampliamente. De hecho hemos llegado hasta aquí sin publicidad alguna, simplemente ofreciendo lo mejor. Por eso creo que la clave fue el respeto absoluto por nuestros clientes y por los competidores, hablando de lo nuestro sin referirnos ni opinar de los otros.

-¿Con qué estructura cuenta hoy la empresa?

-Hoy día Tower Oil cuenta con un predio de casi 3.000 metros cuadrados, a sólo tres cuadras de la circunvalación de Rosario, con salida inmediata a cualquier punto de la ciudad o del país. Contamos con más de 1.000 clientes, y vendemos aproximadamente   2.500.000 de litros anuales. Estamos inscriptos y auditados por la Secretaria del Energía de la Nación. Contamos con transporte propio que viaja a diferentes puntos del país, que realiza los despachos a nuestros distribuidores ubicados en Chaco, Santiago del Estero, Córdoba, Salta, Rafaela y Misiones, y otro que hace los repartos en Rosario y lugares aledaños.

-¿Cuál es el producto más vendido de la compañía y cuáles son sus características?

¿Cómo está compuesto el catálogo de lubricantes, grasas y refrigerantes Tower Oil?

-Básicamente nuestro catalogo de productos se divide en seis sectores. El primero, lubricantes para el motor, luego para cajas de transmisión, motores dos tiempos, fluidos hidráulicos, refrigerantes y grasas. Incorporamos hace un año la distribución de filtros Monza, con el cual nos está yendo muy bien. En breve estamos sacando una línea de cosmética para el automotor con un estilo diferente y más sofisticado, en aromas, shampúes para autos con cualidades de protección acumulativa.

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.