La perfección en el filtrado

El concepto más básico y fundamental para el mantenimiento preventivo de un vehículo es asegurarse que tenga un flujo constante y limpio de aire, aceite y combustible.

Un filtro Mahle Original de Reposición es de la misma calidad que se encuentra en un Porsche o Mercedes-Benz.

Nota: El gran conocimiento tecnológico de los sistemas de filtrado, y la constante evolución en las investigaciones desarrolladas, ubican a Mahle en una posición de liderazgo mundial en la fabricación de filtros. Con una participación relevante  en ventas  a los mercados de Aftermarket  y OE globales y con plantas de fabricación en los 5 continentes, Mahle incrementará el dominio del negocio  de Filtración durante los próximos años.

Calidad de equipo original

Los filtros que se suministran a las terminales y fabricantes son sometidos a exigentes exámenes de precisión para garantizar que cumplan con los más altos estándares de calidad y funcionamiento.

Estos filtros OE son los mismos que Mahle vende en el mercado de reposición. Por lo tanto, los filtros Mahle adquiridos en el mercado de reposición, cumplen también con todos los estándares de calidad requeridos por fábricas como Porsche, Mercedes-Benz, Audi, Volkswagen, Volvo, BMW, etc. Las altas exigencias de los motores actuales encuentran en los filtros Mahle al socio ideal para garantizar el máximo desempeño y vida útil, así como también el cuidado del medio ambiente.

Un examen más detallado de cómo se hacen los filtros Mahle refuerza la afirmación: “Lo bueno que son los filtros Mahle se refleja en lo bien que funcionan los motores que equipan” esta es la filosofía detrás de lo que denominamos una  Filtración Perfeccionada, que se traduce en:

  • Calidad OE: El material de filtrado debe ser diseñado de forma tal que atrape las partículas contaminantes sin restringir el flujo del sistema. El material y la cantidad de los medios filtrantes es fundamental especialmente en los motores turboalimentados, para asegurar un flujo extremadamente limpio de aire sin restringir el suministro de potencia. Mahle trabaja con los fabricantes de equipo original para adaptarse perfectamente a los materiales utilizados para las exigencias extremas que les imponen.
  • Tecnología e innovación: El relieve de los pliegue de los filtros mantienen un espaciamiento uniforme para prevenir la obstrucción del circuito y maximizar de su eficiencia. El diseño del tubo interior es fabricado en acero de grueso calibre que evita que el material se colapse bajo la presión del sistema de combustible.
  • Diseño: Mahle trabaja con los fabricantes  en la fase de diseño inicial para logar que los filtros de aceite, aire, habitáculo y de combustible alcancen las normas de diseño dictadas por OE que deben ser capaces de superar los intervalos normales de servicio.
  • Confiabilidad: Las décadas de crecimiento constante, ya sea orgánicamente o a través de adquisiciones han permitido a Mahle aprovechar los avances de fabricación a través de múltiples plataformas. Ocho centros de investigación y desarrollo en todo el mundo permiten a Mahle dedicar recursos incomparables para el desarrollo de la fabricación y tecnología.

Las inversiones realizadas en los últimos 20 años han dado lugar a avances en los procesos de fabricación fundamentales para la provisión de productos superiores a los clientes de todo el mundo ofreciendo la más completa gama para el mercado de reposición –

Vehículos turboalimentados

Los turbos se lubrican y refrigeran mediante el aceite que suministra la misma bomba del motor. El aceite pasa a través del cuerpo central del turbo, engrasando todos los componentes del eje rotor y regresa al circuito a través del conducto de retorno. Para que el aceite pueda regresar sin impedimentos, todo el conducto de retorno y la conexión con el cárter deben montarse de forma correcta y sin pliegues, así como encontrarse limpios de deposiciones de suciedad en el interior que pudieran provocar una obstrucción. Si existe alguna anomalía en el retorno, se produce retención de aceite y sobrepresión en el cuerpo del turbo, provocando fugas por el compresor y por la rueda de la turbina, y el motor podría sufrir daños irreversibles.

Por el mismo motivo, y al igual que ocurre con el sistema de aspiración de aire, es de vital importancia la sustitución del filtro de aceite con cada instalación de turbo. Solo así se puede garantizar el correcto filtrado del aceite, fundamental para el funcionamiento del turbo

Filtro de habitáculo

Con la llegada de la primavera, el exceso de polen se hace presente, al igual que alergias, o enfermedades respiratorias  provocadas por  todas las partículas que se encuentran suspendidas en el aire.

Los Filtros de Habitáculo de Mahle suministran de forma confiable aire depurado y limpio tanto al conductor como a todos sus pasajeros, filtrando eficazmente cualquier residuo tóxico o partícula de polvo que intente ingresar al habitáculo, así como también elimina la peligrosa formación de vaho.  Protege la calefacción y el aire acondicionado contra la suciedad la cual pueden producir daños irreparables en el vehículo. Es por ello que Mahle considera imprescindible respetar los intervalos de sustitución recomendados por los fabricantes de los vehículos.

Filtro de combustible

En todos los vehículos el combustible llega al carburador o sistema de inyección desde el tanque de combustible por medio de una cañería.

Por razones normales del uso cotidiano en el tanque de combustible se van depositando impurezas las cuales pueden provenir del mismo combustible, ya sea porque éste se degrada,  por la oxidación del propio tanque, o por muchas razones más. Para evitar que éstas impurezas ingresen en el sistema de combustión se colocan filtros de combustible. Lo que viene a ser como una especie de barrera que impide que dichas impurezas perjudiquen el motor del vehículo.

Los Filtros de Combustible en calidad de equipamiento original de Mahle merecen la pena en todos los sentidos; a corto plazo por los márgenes razonables de duración y a largo plazo por la excelencia en la calidad ofrecida. Estos filtros funcionan con alto rendimiento en vehículos livianos, autobuses, vehículos industriales, tractores, y transportes pesados, ya que los motores de inyección modernos necesitan alimentarse con un combustible extremadamente limpio y homogéneo y, en la medida de lo posible, sin interrupciones.

Filtro de aceite

La función de este filtro es crear una película entre las partes móviles del motor, disminuyendo la fricción y reduciendo el calor el desgaste que se puedan generar.

El principal causante de este desgaste son las partículas externas que se introducen de uno u otro modo en el motor. La función del filtro de aceite es proteger del desgaste al motor al retener estas partículas e impedir su ingreso-

Mahle cuenta con muchos años de experiencia en la fabricación de Filtros de Aceite con calidad superior para grandes empresas fabricantes de automóviles y motores, trasladando dicha tecnología a la producción de filtros del mercado autopartista. Manejar esta calidad ofrece claras ventajas; supone un funcionamiento fiable, un motor bien protegido y clientes siempre satisfechos.

Filtro aire

El funcionamiento y la vida útil de un motor cuyo filtro de aire no se encuentre en buen estado podrían verse seriamente afectados. Si no existiese el filtro del aire, todas las partículas de polvo, arena, insectos y suciedad, llegarían a los cilindros del motor, desgastándolos, e influyendo en su buen funcionamiento, aumentando el consumo de combustible y contaminando el aceite.

Nuestros filtros de celulosa (papel), fieltro de plástico o una combinación de ambos, son capaces de retener hasta el 99,98% de las partículas de polvo, hollín y abrasión de neumáticos. Reteniendo prácticamente todas las partículas mayores de 3 µm. De esta forma, los filtros de aire de MAHLE evitan el desgaste prematuro de las válvulas, las superficies de deslizamiento del cilindro, los segmentos de pistón, los cojinetes y todos los demás componentes vitales del motor.

Una de las principales claves para asegurarnos un buen funcionamiento del motor de nuestro vehículo es cambiar los filtros. Realizar el mantenimiento preventivo en el tiempo determinado por los fabricantes evitará posibles averías y grandes problemas futuros.

También te puede interesar...