Última tecnología en filtros de habitáculo

Mahle CareMetix: 5 capas de protección tecnológica le aseguran máximo bienestar y seguridad para su familia.

Bloquea partículas y olores incluso los que no percibes.

La superación de todo lo conocido hasta el momento en filtración de habitáculo bloqueando partículas y olores, incluso los que no se perciben.

En ciudades con mucho tránsito, en zonas rurales y túneles, en la cercanía a obras en construcción o plantas depuradoras, o bien en campos recién fumigados se generan y liberan al aire gases de amoníaco y azufre que son altamente nocivos para el ser humano. Al quedar dispersas en la atmósfera éstas partículas tienden a contaminar cada espacio que encuentran a su paso e inevitablemente ingresar al habitáculo de su vehículo.

Todas las personas que viajan dentro de un automóvil necesitan respirar aire puro y limpio. Sin embargo, a menudo, el aire que respiramos se encuentra cargado de estas sustancias nocivas, alergénicas y tóxicas que pueden afectar la salud de todos los ocupantes y que lamentablemente los filtros convencionales no las pueden eliminar.

La solución ante esta inevitable situación:

MAHLE CareMetix, el primer filtro del mundo que proporciona 5 capas de protección y purificación.

“El rendimiento de CareMetix es muy superior a todas las soluciones que se ofrecían anteriormente en esta área. La innovación radica en el absorbedor completamente nuevo, que, además de absorber gas, elimina los olores de todo tipo e intensidad “, explica Olaf Henning, miembro del Comité de Dirección y Director de Mahle Aftermarket GmbH.

El Innovador filtro de habitáculo CareMetix otorga la máxima protección dada su tecnología de quíntuple filtrado que evita el ingreso de todo tipo de polvo fino, polen, moho, hollín, bacterias, polvo de frenos, gases tóxicos y de escapes de otros vehículos,  y absolutamente todos los olores, incluso aquellos que no logras percibir (inhalas pero no hueles nada).     

La combinación de una capa de filtro de partículas de alto rendimiento, una capa de tamiz molecular, dos capas diferentes de carbón activado para la absorción de gases orgánicos e inorgánicos y un recubrimiento protector adicional, retiene las partículas sólidas y las partículas de gas antes de que entren en la cabina

Protección quíntuple

Durante el viaje se introducen en el habitáculo del vehículo hasta 100.000 litros de aire por hora. El aire en un carretera es hasta se encuentra hasta seis veces más contaminado que el aire de la ciudad. La única barrera contra las sustancias nocivas es el filtro del sistema de ventilación. Sintomas como irritación en los ojos, secreción nasal, y hasta irritación en la piel de los ocupantes más pequeños es un alerta que indica que en el interior de su auto están respirando aire contaminado. Haga de su vehículo un espacio protegido.

Protección contra el moho

Es un peligro invisible. Las esporas de moho y hongos y microorganismos que producen enfermedades están en todas partes, incluso en el aire que respiramos, éstas se propagan rápidamente, particularmente en ambientes húmedos y clima cálido. Por eso es necesario un filtro de aire de cabina que no sólo lo proteja contra el moho y las esporas de moho, sino que también evite la formación de hongos en el propio filtro. CareMetix, está diseñado con un revestimiento antibacterial con tecnología de 5 capas, es totalmente eficaz contra el moho y por lo tanto, hace una contribución esencial al bienestar de todos los pasajeros.

Las personas que probaron el nuevo filtro concluyeron que ”actualmente no hay ningún producto comparable en el mercado”.

Las características del producto son cruciales para el rendimiento de este filtro.

El filtro de cabina Mahle CareMetix representa la combinación perfectamente diseñada de cinco capas especializadas, que optimizan significativamente la eficiencia del filtro y expanden su espectro para eliminar los olores.

Institutos independientes también han confirmado el efecto biofuncional del elemento filtrante innovador, a saber, la protección contra microorganismos y alérgenos.

Es bueno saberlo

Los filtros de habitáculo se deben cambiar una vez al año o, como muy tarde, cada 15.000 kilómetros. Para que usted y sus seres queridos respiren solo aire fresco, pregunte por CareMetix. Para una mejora perceptible del bienestar en el vehículo.